Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. OK
Menu

Consejos para limpiar paredes de distintos materiales


  Ya sean pintadas, cubiertas o empapeladas las paredes son el alma de la casa o la oficina.Sin embargo, con el paso del tiempo comienzan a mostrar los desgastes propios del día a día, como desconchones, huellas y todo tipo de manchas. Además, con frecuencia nos olvidamos de lo importante que es su mantenimiento y es precisamente en estos elementos donde más tiende a acumularse el polvo.Por todo ello, en la entrada de hoy vamos a hablar de los mejores métodos que existen para limpiar paredes de distintos materiales.

Cómo limpiar paredes pintadas

Primero vamos a eliminar el polvo de la habitación, ya sea con ayuda de una aspiradora, plumero o cepillo según el tipo de superficie. Para eliminar las marcas y arañazos en los muebles podemos usar una goma de borrar, frotando muy suavemente.Ya metidos en faena, usaremos detergente líquido y agua templada para limpiar las paredes, aunque para manchas realmente fuertes podemos emplear una solución alcalina más potente a partir de 4 litros de agua, 250 ml de amoniaco, 250 ml de vinagre blanco y otros tantos de sosa cáustica.

Cómo limpiar paredes de azulejos

La limpieza de las paredes de azulejos o alicatadas depende en buena medida de su estado de conservación. Si hay evidencia de hongos entonces usaremos un paño con agua y algún desinfectante común, como la lejía. Para las juntas entre azulejos lo mejor es utilizar un cepillo de dientes viejo y si quieres un resultado más brillante prueba a mezclar agua y vinagre en una proporción de 10 a 1.Es importante que limpiemos cada pared de un tirón, no que descansemos y después sigamos, ya que de lo contrario aparecerán cercos y en general cualquier salpicadura en seco será más difícil de quitar.

Cómo limpiar paredes de ladrillo

Para preservar una pared de ladrillo es necesario usar un sellador cuando está recién instalada, ya que esto nos ahorra muchísimas complicaciones posteriores. Sin embargo, si la pared no se protegió en su momento, hay que asegurarse de eliminar el polvo antes de pasar un trapo o esponja húmeda. Para superficies muy delicadas podemos utilizar un pincel de cerdas suaves.

Cómo limpiar paredes de madera

Con el paso del tiempo la madera se desluce por la acumulación del polvo y para recuperar ese aspecto del primer día es necesario usar una lana de acero muy fina y alcohol. Se trata de un trabajo muy delicado, ya que debemos frotar con suavidad y uniformidad siguiendo siempre la dirección de la veta de la madera.

Cómo limpiar paredes empapeladas

Si el papel es impermeable podemos usar un trapo humedecido en agua y lavavajillas. En caso contrario hay que realizar la limpieza en seco frotando delicadamente con ayuda de un paño limpio. Para manchas complicadas, como por ejemplo las de grasa, espolvoreamos previamente con talco, colocamos papel de cocina absorbente sobre la misma y hacemos una pasada con la plancha bien caliente. Hay que repetir este proceso todas las veces que sean necesarias hasta que la pared quede totalmente limpia.Pero sobre todo, si quieres que lo realice una empresa de limpieza profesional en Madrid, no dudes en consultarnos!

Solicitud presupuesto
servicio de limpieza

Solicite presupuesto sin compromiso de nuestros servicios de limpieza rellenando el siguiente formulario.

Rellena el siguiente formulario

Acepto la Política de Privacidad
Consultar


Atención personalizada

Nuestro departamento comercial se pondrá en contacto con usted en la mayor brevedad posible.